Opinión: San José sigue sin ser ciudad inclusiva ni accesible

Situaciones terribles pasan cuando se piensa un función de los carros y no de las personas que transitan la ciudad.

Una situación particular sucedió en San José centro el martes con un hombre y un niño. La prisa, los autos, miradas perdidas son pan de todos los días en la concurrida capital. Sin embargo, el martes todos nos volvíamos a ver con asombro, vergüenza, porque sabíamos que parte de lo que estaba pasando era nuestra culpa.

Un hombre en silla de ruedas manejaba por la calle, porque las aceras no daban para que pudiera andar por ellas. Los huecos y las inclinaciones mal hechas realmente convierten la calle la zona más segura para movilizarse.

Si ya era peligroso el hecho de que el joven anduviera por la calle, compartiendo espacio con los carros, había que sumarle el hecho de que andaba un niño en los regazos. La mirada entre quienes caminábamos era de ganas de ofrecerle ayuda, pero a sabiendas de que la acera tampoco le iba a ofrecer comodidad ni independencia que él necesitaba. El niño iba sin casco, sin cinturón, pero es que ¿Qué iba a hacer el papá si en teoría no debería andar en la calle, pero no le queda de otra?

Porque aquí hay un punto muy importante, cuando una ciudad es pensada para quienes la transitan en su día a día, debería ser una ciudad para todos, para la persona adulta mayor, los niños, personas con alguna discapacidad y todo el resto, para poder ser parte y disfrutarla. Y sobre todo poder disfrutarla con independencia, sin necesitar ayuda.

Múltiples quejas a la Defensoría de los Habitantes llegan por incumplimiento a la Ley de Igualdad de Oportunidades para las Personas con discapacidad (Ley N.° 7.600). Realmente como ciudadanos debemos encargarnos que todos los derechos sean respetados, interponga usted su queja si considera que un espacio no es para todos. Haga una intervención, organícese o apoye a algún amigo que ha interpuesto una denuncia, hagamos que las cosas pasen. Si es dueño de un local, casa o terreno dese a la tarea de que sus aceras cuenten con las condiciones necesarias y hacer del país más accesible para todos y todas, no solo para una mayoría.

  • Show Comments (0)

Your email address will not be published. Required fields are marked *

comment *

  • name *

  • email *

  • website *

You May Also Like

¡Se viene el Festival del Corazón!

Llega uno de los eventos más fraternos y esperados del año este próximo sábado ...

Noche de lectura de mujeres poetas y jazz

El Sótano será la locación para un martes diferente en la ciudad. La editorial ...

Joyas arquitectónicas: Edificio Anexo Caja Costarricense del Seguro Social

Desde diferentes puntos de Avenida Segunda, Barrio Chino, Paseo de Las Damas, incluso el ...

¿Dónde ir? | 5 bares, 5 ocasiones

La noche tiene una esencia diferente al resto del día, es el momento libre ...

Chepe Ciudad de Colores según Sergio Guillén

Para iniciar la serie de entrevistas sobre Chepe Ciudad de Colores, te traemos al ...

El cuarto: Espacios para la lectura y comida en San José

El ruido y el caos han sido sinónimos no muy halagadores de San José, ...